Seleccionar página

Cada vez es más común escuchar aquello de que los matrimonios duran menos que los preparativos para concretarlo. Nadie dijo que el matrimonio fuera fácil, todos tienen etapas dulces y otras amargas. La sociedad está cambiando y la forma y los divorcios no iban a ser menos, por eso, muchas de las causas vienen de la mano de la tecnología o redes sociales.

Smatphones: nadie se separa en la actualidad de sus teléfonos móviles. Aplicaciones de mensajería han mejorado la comunicación entre la gente, un gran avance, pero a la vez, llevamos un pequeño espía en el bolsillo. Es muy común que en ocasiones se guarden conversaciones, fotografías o vídeos privados, pero pueden comprometer a alguno de los cónyuges. Incluso, puede haber algún “despiste” a la hora de contestar o colgar una llamada y que la otra persona escuche toda la conversación desde el otro lado del teléfono. Por eso, hoy en día es cada vez más habitual encontrar parejas que piden el divorcio por conocer una infidelidad de su pareja a través del Smartphone.

Redes Sociales: en muchas ocasiones las redes sociales como Facebook propician los divorcios. En ellas se cuenta todo lo que se está haciendo a cada momento y también facilita el poder conocer a terceras personas fuera del entorno de su entorno.  Han surgido numerosos estudios que explican que las personas sin redes sociales son más felices en sus matrimonios y que cuanto más se utilizan, más aumenta el índice de separación.

Tareas domésticas e higiene personal: como decíamos anteriormente, la sociedad está cambiando constantemente y la mujer ya no suele encargarse de la casa y los hijos, sino que tiene su trabajo y su independencia económica. Por eso es cada vez más habitual las discusiones por el reparto de las tareas domésticas y que acaben en divorcio. Por otro lado, la halitosis o la higiene personal siguen teniendo un papel importante en las separaciones, no sólo hoy día, sino que es una de las causas más antiguas y comunes.

Segundo matrimonio: es muy común encontrar parejas divorciadas con hijos que se vuelven a casar y en ocasiones puede ser complicada la relación con la primera familia política. Este tipo de situación es cada vez más frecuente en España, pues según las cifras que ofrece el INE, a comienzos de 2013 vivían en nuestro país 234.587 familias en las que al menos uno de los miembros de la pareja tenía hijos de una relación anterior, representando el 3,6% de los hogares formados por pareja e hijos. Según el Instituto de Estadística de Cataluña, la incidencia de divorcios en los ‘recasados’ es aún mayor que en los que se estrenan.

 

abogado de divorcios - causas de divorcios

¿Estás pensando en divorciarte? No lo dudes y ponte en contacto con nosotros. Somos abogados especializados en divorcios y queremos ayudarte sea cual sea la razón de tu separación.